Friday, January 18, 2008

Antropología contra y con Religión


En el reciente Congreso Chileno de Antropología (2007) se presentó, entre muchas otras, la ponencia de Carlos Montes, quien dio a conocer el aporte de Muhammad Iqbal (filósofo indio) a la antropología de la religión. Es importante la separación que hace Iqbal entre mundo finito e infinito: El paradigma de occidente consiste en un universo analítico, por lo tanto, finito, que es posible focalizar y explicar parcialmente. La religión en cambio, posee un carácter infinito, el cual se deja ver en la experiencia religiosa como acto simbólico (como “rito” si queremos antropologizarlo) que supone un nivel muchas veces superior al de la reflexión abstracta. Estamos hablando entonces de la misma realidad, pero que de un punto de vista u otro va a seleccionar distintos datos, y en consecuencia parecerá tratarse de otra cosa (y subrayo el parecerá). En la misma ponencia se nombró a Geertz y su intención de desociologizar y despsicologizar el estudio de la religión. Es quizás un camino similar al de Geertz el necesario para poder incluir la dimensión religiosa en los estudios sociales, sin incurrir en lecturas alejadas de un significado profundo, ya que si cambiamos el enfoque al fenómeno religioso, estamos modificando su carácter ontológico y ya no es puramente “religión”.

El asunto es más problemático aún: cuando el ámbito religioso influye sobre terrenos de lo social, como lo es la vida política, se hace más urgente una comprensión suficiente del todo. Y es posiblemente por la incomprensión que existe sobre este fenómeno la razón por la cual ha resultado imposible un diálogo verdaderamente complementario en vez de contradictorio entre ciencia y religión. Es importante e inmensamente necesario considerar al ser humano no sólo como un ente racional que busca la lógica en sus acciones, sino que también tomar en cuenta la enorme influencia que tienen las creencias y la sensibilidad tanto en el pensar como en el actuar. He ahí un desafío cautivante para las ciencias sociales: Que la antropología de la religión y la antropología política se sumerjan en terrenos inexplorados.

***

(Estas son las conclusiones de un ensayo... si desea leerlo entero -extraño sería- dígalo)

4 comments:

AleinadNnes said...

MUTANTES CLANDESTINOS (Y EL BICHO) EN NOESPOP.CL

http://www.noespop.com/blog2/?p=38

Ana Ortiz said...

Muy interesante exposición.
Justamente estoy leyendo una enciclopedia sobre Historia y desde q el hombre se fue apartando de su antecesor animal, creyo el en algo. La Tierra, el sol. Y fueron los q en una tribu o grupo social se encargaban de cumplir con los ritos, los que impulsarón el desarrollo de su civilización.
Los religiosos q tenían el poder politico de sus grupos, fueron los q manejaron los primeros excedentes de las cosechas y los más interesados en que se pudiera comercializar y controlar, es así q en esa búsqueda surgió el primer albafeto en Sumer.
Política y religión han caminado paralelo y a veces se han cruzado en la hisoria del hombre, no se puede estudiar a aquel sin tener en cuenta a estas dos materias.

matlop said...
This comment has been removed by the author.
matlop said...

EL VACIO SE LLENA CON AMOR PROPIO
Y SEGURIDAD EN SI MISMO CON LO QUE SE ES!


SALUDOS AMIGA , Y COMO SABEMOS:

LOS DIOSES NO ESTÁN AFUERA...

=)

pd: …Y cuando comprendí
que mi propósito principal
era desenmascarar
a lo que llamamos dios
empecé a hacer únicamente
aquellas cosas que me causaban felicidad.